domingo, 15 de febrero de 2015

Los sobresueldos en CCOO de banca

   Hoy viene en "El País" la noticia de que los delegados sindicales de CCOO en el sector de banca han recibido en los últimos cinco años 3'7 millones de euros en sobresueldos pagados por las propias entidades frente a las que defendían los derechos de los trabajadores. Aparte de esto, Comfia (nombre de la federación de banca de CCOO) recibió entre 2008 y 2012 una cantidad de 4'98 millones en ayudas directas y 3'38 por asistencia de los delegados sindicales a consejos de administración. Os recomiendo la lectura en profundidad de la noticia, en la que hay abundancia de gráficos y datos, pero os entresaco algunos significativos:
   -Entre 2008 y  2012, en plena crisis, el sector bancario perdió más de 30.000 empleos.
   -En ese mismo periodo, Comfia aumentó su patrimonio de 7'6 millones a 12'1.
   -Los beneficiarios de estos complementos salariales fueron unas cien personas o algunas más, en su mayoría, de la ejecutiva estatal y la federación de Madrid. Las aportaciones totales recibidas por los mayores  beneficiarios oscilan entre los 54.269 euros y los 92.301. 
   -Comfia sostiene que los complementos son legales y justos.
   
   Pienso que difícilmente se podrá ejercer una reividindicación sindical seria cuando te dejas tratar tan bien por la patronal que debería ser la parte contraria. En el sector que me toca, la educación, hemos visto algo parecido: a base de liberaciones y fondos a través de cursos, la Administración, controlada por los distintos partidos en el poder, domesticó hace mucho tiempo a los sindicatos. El resultado está a la vista: el profesorado ha quedado indefenso y está siendo víctima de injusticias de todo tipo: rebajas salariales, aumento de horas lectivas, brutales pérdidas en puestos de trabajo, empeoramiento de las condiciones de trabajo, indefensión ante ataques externos... Al final, los porpios sindicatos han sido también víctimas de esto, ya que esa Administración que los manipuló, ahora, una vez han perdido la credibilidad del colectivo, los ha arrinconado y apenas les hace caso. También el modelo sindical está corrompido y ha tenido su parte en este desastre. A veces, uno mira el panorama y le da la sensación de hallarse ante el paisaje que queda después de un terremoto.  

6 comentarios:

  1. Un paciente recién emigrado a RU me dijo antes de partir: "Tras una exitosa entrevista me dieron un contrato fijo, un documento/libro con mis derechos y deberes (en Spain jamás, y trabajé en varias empresas)... y me indicaron el sindicato del ramo al que tenía que afiliarme obligatoriamente (no subvencionado por Papá Estado)". Así me lo hizo saber y yo tomé nota. Me habló de otras cuestiones favorables que no vienen al caso, me alegré por sus suerte y sentí no poder volver sobre mis pasos.
    Así que, Pablo, yo miro el panorama, veo que no hay independencia sindical, ni judicial, ni educacional... que no hay cohesión territorial, ni sanitaria, ni profesional.... que los jóvenes se marchan a trabajar por cuenta ajena o a emprender proyectos (ser emprendedor aquí cuesta Dios y ayuda y un ojo de la cara, por más que bla, bla, bla)..., que andamos en círculo para volver al punto de partida y que el paisaje sigue siendo desolador, y me digo: si no eres futbolista, ni torero, ni cantamañanas, ¿qué esperar del futuro en este estado de cosas? Bueno, de momento disfrazarse y decir que todo es un Carnaval.

    ResponderEliminar
  2. El modelo laboral del PP está muy claro: sueldos bajos, precariedad y ausencia de derechos. No es una invención mía, era lo que desde 2008 reclamaban a gritos los grandes empresarios y se ha puesto en marcha con la reforma laboral, que está hecha a la medida de los deseos de estos señores, porque supone ahorro económico y trabajadores sometidos. La insistencia en el emprendimiento va por el mismo camino: sustituir a muchos que podrían ser empleados con los problemas y gastos sociales que representan por autoempleados con un régimen de colaboración empresarial, que se paguen ellos mismos la seguridad social y, cuando no sean necesarios, no generen indemnizaciones ni problemas. Detrás de la cantinela del emprendimiento con que están machacando el PP y demás, hay una gran trampa. Todo este modelo aboca a los jóvenes de hoy a un futuro muy incierto. Un sindicalismo eficaz tendría que estar presentando una batalla feroz a estos planes. De todos modos, en favor de los sindicatos, tengo que reconocer una cosa: la gente es muy sumisa. En el año 2011, las medidas del Gobierno madrileño en educación se veía claramente que iban a dejar en la calle a mucha gente. Yo era partidario de responder con una huelga indefinida, que era el único sistema con alguna posibilidad de hacer retroceder a la señora Aguirre, pero la mayoría de la gente, en cuanto mencionabas la huelga indefinida, te decía que ni hablar, que eso iba a traer muchos descuentos. Bastantes de los que reaccionaban así eran interinos que luego se fueron al paro. A veces hay que arriesgar un poco, porque, además, aquel año, siguiendo la estrategia de contestación ideada por los sindicatos, se hicieron 11 días de paros, pero intermitentes e inocuos, lo que a la postre también representó fuertes descuentos.

    ResponderEliminar
  3. Está todo tan absolutamente podrido que da miedo. Me alegra entrar de vez en cuando en este rincón de sentido común que cada día es más difícil encontrar. Algunos, cada vez más, vemos lo que hay, muchos no lo quieren ver y otros ni se enteran. La gente está mareada y despistada. No sé yo dónde iremos a parar, pero no pinta muy bien, la verdad. Soy optimista por naturaleza pero, ¡caray, que difícil se lo ponen a una! Un saludo y ánimo.

    ResponderEliminar
  4. Gracias, Vega. Otro saludo para ti. Y sí que se ponen las cosas difíciles, sí.

    ResponderEliminar
  5. Vergonzoso. Que nombren a algunas personas en ese listado por haber cobrado el importe de la tarjeta de transporte en sus desplazamientos o de gasolina. Eso son dietas derivadas de su actividad y no sobresueldos. No caigais en la trampa de lo que manipulan los medios.

    ResponderEliminar
  6. Las dietas son algo muy legítimo, pero, viendo las cantidades de esta noticia, esto parece ser algo más que dietas.

    ResponderEliminar